in

Un hombre y su hija de 4 años recorren 4 mil km en bicicleta


Los buenos momentos entre padre e hijo son los mejores tesoros de la infancia. Estos instantes de aprendizaje y de crecimiento no se comparan ni con el juguete más costoso del mundo. Tou, un hombre chino, recorrió junto a Doudou, su pequeña hija, 4 mil kilómetros desde la provincia de Guangdong (Cantón), en el sur de China, hasta la región del Tíbet, en el suroeste del país.

Esta dupla inició su largo viaje en abril cuando Doudou dejó de asistir a la guardería por la pandemia de Covid-19. El hombre había realizado este viaje varias veces con anterioridad, pero esta vez quiso hacerlo en compañía de su hija para pasar tiempo juntos y como un regalo de “fuerza y persistencia” para ambos.

Adaptó una bicicleta para el camino

Tou Haobei y su hija recorren 4 mil pkm en bicicleta

Se encaminaron en la aventura con una bicicleta y un pequeño remolque conectado en la parte trasera. Este aventurero padre documentó todo en redes y sus videos le valieron millones de seguidores.

Dado que nuestra historia ha estado circulando por internet, muchas personas generosas nos dieron alimentos y suministros cuando nos encontraron en el camino y había conductores que iluminaban el camino detrás de nosotros por la noche, lo que significaba mucho para nosotros.

—Tou

Una experiencia que nunca olvidarán

Tou Haobei y su hija recorren 4 mil pkm en bicicleta

Un viaje así tiene momentos buenos y también difíciles. Una de las experiencias más impactantes fue cuando quedaron atrapados en las montañas, se encontraban demasiado cansados para continuar, y gracias a la ayuda de los aldeanos pudieron conseguir un lugar para pasar la noche.

Hará más fuerte su vínculo tan especial

Tou Haobei y su hija

El viaje tuvo un recorrido de 4 mil kilómetros y duró 71 días; atravesaron ríos, bosques y montañas. Esta unión entre un padre y su pequeña conmovió a muchos, sobre todo al saber que solo ellos dos conforman esta tierna familia luego de que él se divorciara de su esposa.

Mira algunas de sus momentos

Esta maravillosa experiencia fue también para celebrar el cuarto año de vida de Doudou; sin duda, jamás olvidará este regalo.



What do you think?

Written by fvolk

Comments

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Loading…

0

«Ojalá no toque insomnio», el recuerdo nocturno de Celeste Cid

UNLaR avanza en la colación de grado virtual para graduados del Interior La Rioja